domingo, 25 de marzo de 2012

os sigo sorprendiendo


Quien más se asombró del resultado fui yo, sin duda  Pues me fui dando cuenta que el truco está en ser fiel siempre a los márgenes Tú cortas una pieza y el margen que tiene que llevar. Conforme vas cosiendo te acostumbras a ese espacio y  lo vas respetando sin darte cuenta .En seguida compré tela de otros colores e hice otra igual para darme cuenta de lo que había echo, pues soy muy nerviosa, y quería hacerla más reposada. Salio preciosa

Biombo

Mi próximo objetivo es un biombo que tengo pero está en blanco y siempre que lo veo digo: ¡esto necesita color!
En una revista he encontrado unos motivos que son como vidrieras, pero diferentes a lo que he visto yo hasta ahora.
Primero dibujas en la tela el motivo  Tienes que poner un bordón todo seguido sin empalmes. 

Para comenzar haces un corte pequeño y metes la punta y vas cosiendo a punto pequeño y del mismo tono del bordón. Una vez hecha la silueta, la terminación será igual, se hará un corte escondido y se meterá la terminación del bordón.
 Entonces con telas de colores lisos iremos rellenando la silueta.






Todos mis trabajos son a mano, desde la primera pieza al acolchado. De momento no he pensado hacerlo a máquina, pues después de todo el día de estrés, mis momentos de patchwok los quiero para reposar y pensar disfrutando en la labor.












2 comentarios:

  1. Animo amiga por algo se empieza, tu primer trabajo estupendo, el biombo precioso, me hago seguidora tuya, para ver tus progresos. un bsto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias! que alegría me ha dado saber que te interesa, espero que te sea util todo lo que ponga.

      Eliminar